Para el investigador de INIA Quilamapu, la genética contendida en la semilla representa el 50 % del resultado final de la cosecha, por ello es importante usar semilla certificada.