Es por esta razón que desde el 2019, junto a un equipo de profesionales se encuentra analizando y validando un producto para el control de tizón bacteriano que afecta al Avellano Europeo.