Fue así como se aprobó la compra de un nuevo equipo Combi Foss 7 de última generación, con capacidad de 600 muestras/Hrs., para el laboratorio de Calidad de Leche, cuya inversión bordeó los 600 mil dólares.