El objetivo de esta investigación es validar en ensayos clínicos los resultados de proyectos previos en los que demostramos que las células madre adultas tenían efectos positivos para el tratamiento de enfermedades equinas.