Algunos países, como Argentina, Brasil y Estados Unidos, han logrado que sus tribunales dejen de tratar a los animales como cosas, por lo mismo la importancia de la iniciativa.