Los robos en el sector ganadero, generan anualmente pérdidas estimadas en cerca de 8 mil animales robados al año, lo que representa un monto de US$ 5,6 millones, de acuerdo a datos de la Subsecretaría de Prevención del Delito.