Cólico en equinos: Qué hacer y cómo actuar

Columna de opinión, Dr. Jorge Manuel Genoud, Médico Veterinario, asesor Veterinario (equinos) de la Sociedad Rural de Argentina.

Los  equinos suelen  padecer   una enfermedad que es conocida por la mayoría de los dueños de caballos,  como es el cólico.  Es frecuente que la sufran,  la ocasionan  múltiples causas, sus consecuencias y  pronóstico son  sumamente  variables, porque en algunos caballos es de  incidencia leve  aunque  en otros  casos se caracteriza por ser de extrema  gravedad.

El cólico es un verdadero  y reiterado problema en esta especie, a veces sucede aún tomando todas las precauciones posibles, por ese motivo es trascendental preocuparse por:   su  prevención y por   disminuir su aparición. Por su importancia hay que individualizarlo, saber que hacer y como actuar

El cólico se distingue  por la presencia de  un proceso doloroso de grado variable, en algunos caso es intenso, de curso agudo  localizado en el abdomen,  aunque sus efectos comprometen no solo al aparato digestivo, sino también  a otras parte del organismo, como el  sistema cardiovascular, respiratorio, medio interno, etc. 

Por sus particularidades, sintomatología y la posibilidad de acarrear  secuelas, es elemental que exista  un rápido reconocimiento  de esta dolencia en un animal. Es beneficioso que las personas que rodean al equino (empleados, propietarios, jinetes, etc.) puedan reconocer  rápidamente su existencia,   porque  de no existir complicaciones,  existe una estrecha relación entre  identificar sus síntomas e instaurar el tratamiento inmediato del  enfermo,     con la posibilidad de  una mejor recuperación.

Causas: son múltiples, algunas de ellas son las siguientes: características anatómicas y fisiológicas del aparato gastrointestinal (masticación lenta, estómago pequeño, intestino desarrollado, imposibilidad de vomitar, etc.), alteraciones alimenticias (relacionadas con la cantidad, calidad y forma de administración), enfermedades del aparato gastrointestinal,  alteraciones en el manejo, parasitosis, problemas en los dientes que dificultan la masticación, etc.

Síntomas o  signos: una de las particularidades  de la sintomatología  está expresada en el intenso  dolor que percibe  el caballo y ese sufrimiento lo demuestra con varios signos,  pueden mencionarse los siguientes: inquietud, van de un lado a otro, escarban o rascan el suelo, efectúan cambios frecuentes en la posición (acostarse y levantarse en reiteradas oportunidades), tienen   miradas angustiosas dirigidas  hacia los flancos, imagen de angustia y  malestar, sudoración excesiva y esto puede llevarlo a una peligrosa deshidratación, pérdida del apetito,  puede tener trastornos en la emisión de orina (orina poca cantidad o en ocasiones,  no lo hace producto del intenso dolor),  presencia de heridas por los constantes traumatismos como consecuencia de este padecimiento o pueden estar “hinchados” de uno o ambos lados por  el exceso de gas en el intestino.

Curso del cólico: Es un mal de aparición repentina. En los cursos leves,  el dolor puede ser intermitente, o sea aparece y desaparece, sobretodo en etapas tempranas de la evolución de la enfermedad,  pero en cambio  en aquellos  sucesos  más graves el dolor, sufrimiento y complicaciones  suelen  ser fuertes,  potentes,   continuos y pueden ocasionar la muerte del animal.

Qué hacer y cómo actuar: es crucial  reconocer un cólico  por los síntomas que manifiesta el enfermo  y es conveniente estar preparados de antemano para saber: 1)  que estamos ante este trastorno y 2) que tenemos que actuar aceleradamente para encontrar una respuesta.  

Es primordial realizar inmediatamente  la consulta profesional  para que el animal sea tratado con premura. El Veterinario le realizará un examen clínico que lo orientará hacia  la elección de la terapia indicada para solucionar esta afección, sea  con un tratamiento médico intenso para calmar el dolor y estabilizar su cuadro interno  y si el caso lo demanda es  urgente la correspondiente   derivación  quirúrgica.

Como el cólico es un trastorno grave, reiterado e importante en los caballos, es trascendental preocuparse por: su prevención, disminuir las posibilidades de su aparición, y en el caso de que se instaure en algún animal es fundamental   proceder con rapidez para calmar con prontitud su sufrimiento y poder recuperarlo sin secuelas.

Comentarios

Comentarios

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password